El inminente retorno de Elba Esther en 2020 (En la Mira / Héctor Estrada)

Con su primer videomensaje en twitter la controversial Elba Esther Gordillo anunció lo que ya se había advertido desde principios del presente año: su retorno público a la política nacional mediante un nuevo partido político, en busca de, como ya lo ha asegurado públicamente, retomar el control del gremio magisterial en la república mexicana.

Hace un año, en noviembre de 2018, Elba Esther dio a conocer que buscaría de nueva cuenta el liderazgo del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE). No tardó mucho tiempo, y en enero de este año familiares y líderes magisteriales cercanos a la maestra iniciaron el proceso para conformar un nuevo partido político bajo el nombre de Redes Sociales Progresistas (RSP).

Entre los nombres de quienes encabezan las RSP destacan los de Fernando González Sánchez, yerno de Gordillo; y René Fujiwara Montelongo, nieto de la exdirigente del SNTE, entre otros. Así, apenas este 9 de diciembre RSP informó que había concluido el proceso de realización de asambleas estatales con al menos 3 mil personas que necesitaba la organización para obtener su registro como partido político.

En caso de alcanzar su registro como partido político la organización podría acceder a recursos públicos a partir del segundo semestre de 2020, según la Ley General de Partidos Políticos y el acuerdo de financiamiento a partidos del INE para el año entrante, recibiendo un aproximado de 41 millones 573 millones de pesos para los últimos cinco meses del próximo año.

La primera prueba que deberá de superar es la certificación de las asambleas estatales por parte del INE, pues para alcanzar el registro deberá de demostrar que realizó al menos 20 estatales. El segundo requisito que deberá de cumplir con la autoridad electoral es el de una afiliación mínima que ronda en los 266 mil mexicanos registrados en la Lista Nominal de electores. Para ambos requisitos, RSP tiene hasta el 31 de enero.

No es una tarea nueva para Elba Esther. Lo hizo en 2005 para la creación del Partido Nueva Alianza (PANAL), cuando utilizó a la entonces Asociación Ciudadana del Magisterio, creada por el mismo Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, para el reclutamiento de militantes y la integración de otras fuerzas sociales. Sin embargo, la historia de traiciones y desgracia para Gordillo Morales con el triunfo de Peña Nieto es ya del conocimiento de todos.

Redes Sociales Progresistas es hoy su mayor apuesta con miras a las elecciones de 2021. Su registro como partido político parece prácticamente un hecho, con el evidente respaldo del nuevo Gobierno Federal morenista. Y no es para menos, ha sido el propio secretario de Educación, Esteban Moctezuma, quien ha establecido las negociaciones directas con esta agrupación, incluso desde antes de la toma de protesta de López Obrador.

Please follow and like us:
error0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *