Las aspiraciones de Carlos Morales rumbo al 2021 (En la Mira / Héctor Estrada)

A menos de un año y medio de las elecciones intermedias de 2021 varios presidentes municipales en Chiapas han comenzado a mostrar evidencias claras de sus intenciones para saltar a un nuevo cargo de elección popular cuando su actual encomienda concluya, pero los resultados no parecen avalar sus prematuros objetivos.

El caso del actual presidente municipal de Tuxtla Gutiérrez, Carlos Morales Vázquez, es uno de ellos.  Aunque los señalamientos por presuntas campañas de autopromoción, haciendo uso de medios oficiales y recursos del gobierno municipal, ya tenían varios meses en el centro de la controversia pública, fue el pasado de 31 enero cuando el máximo órgano electoral estatal materializó las acusaciones con el inicio de un procedimiento sancionador.

De acuerdo al comunicado oficial del organismo, la Comisión Permanente de Quejas y Denuncias del Instituto de Elecciones y Participación Ciudadana (IEPC) aprobó en Sesión Ordinaria el inicio del procedimiento de radicación, admisión y emplazamiento de la queja formulada contra Morales Vázquez por la probable promoción personalizada, expresamente prohibida por la normatividad electoral.

El inicio del procedimiento y la medida cautelar se derivan de la difusión de la imagen y nombre del Presidente Municipal en la página oficial del citado Ayuntamiento y en redes sociales en las que se han publicitado las actividades y obras realizadas, seguidas de la imagen y nombre del acalde tuxtleco. Dichas acciones violan de manera directa el artículo 134 de la Constitución federal y los artículos 286, 290 y 292 del Código de Elecciones y Participación Ciudadana del Estado de Chiapas.

Apenas en la primera semana de enero la imagen de Morales Vázquez participando en la tradicional “Carrera del Parachico”, acompañado de un séquito de trabajadores municipales uniformados con playeras rotuladas con el nombre del alcalde, se popularizó en redes sociales, desatando inmediatas críticas. Como si estuviese en plena campaña electoral se hizo acompañar durante todo el recorrido del “equipo de apoyo” que no disimiló en ningún momento su función promocional.

A Carlos Morales las cosas no le han salido nada bien desde su llegada a esa presidencia municipal que tanto anheló y que llegó a sus manos -sin mayor mérito electoral- como resultado del “efecto Obrador”. Ha transcurrido casi la mitad de su administración y no termina de convencer a la ciudadanía debido a la nula existencia de resultados importantes en materia de infraestructura urbana, el palpable aumento de la inseguridad y la falta empatía con sus gobernados.

La puesta en marcha del tan postergado proyecto para el cambio de luminarias y la instalación de contenedores parecen algunos de sus pocos aciertos. Sin embargo, en la gran mayoría de los rubros las cosas no lucen tan distintas a como lucían antes de su llegada. Todo apunta a que Morales Vázquez llegó simplemente a administrar deudas, encubrir o solapar la corrupción de sus antecesores y preparar el plan de salida para su siguiente objetivo político.

Aunque algunos ya advierten sus posibles intenciones de reelección en el cargo, Carlos Morales sabe perfectamente que el escenario electoral para 2021 es bastante distinto al de hace casi dos años; que el impulso de Obrador ya no estará en la boleta para “regalar” presidencias municipales o diputaciones a beneficiarios directos de militancia y que su pésimo oficio político demostrado en la alcaldía tuxtleca ya no lo vuelve pieza conveniente para ese vecino en Palacio de Gobierno que necesita sumar empatía ciudadana rumbo a las elecciones de 2024.

Si bien es verdad que muchas de las enemistades y oposiciones férreas que hoy “golpean” a Morales Vázquez tienen que ver con la suspensión de contratos, lo cierto también es que la soberbia, falta de resultados y complicidad con los saqueadores del pasado (tanto suya como de sus colaboradores) se han convertido los principales piedras que ahora lapidan la imagen de su ya desgastado gobierno… así las cosas.

Please follow and like us:
error0
Tweet 20
fb-share-icon20

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *